SEM, SEO, KPI… Si estás metido en el mundo digital estarás constantemente bombardeado por todas estas siglas. Hoy nos vamos a centrar en que es el cro

¿Qué es el CRO?

que-es-el-cro-y-porque-lo-necesito
  • Facebook
  • Twitter
  • Google+
  • LinkedIn

El CRO o Content Rate Optimization consiste en elaborar un experiencia de usuario eficaz para tus posibles clientes.

Con ello conseguiremos transformar a nuestros visitantes en clientes.

Las conversiones se pueden medir de diferentes maneras; y realmente, depende de lo que quieras conseguir con tu página web.

Antes de poder meternos más a fondo en el CRO, tenemos que entender que es el CRO y los conceptos más básicos que los rodean.

¿Qué significa realmente la conversión?

En el mundo online, conversión significa que el usuario ha realizado una acción en tu página web que tu deseabas que hiciera.

Puede ser suscribirse a tu newsletter, clickar varias veces en tu página web o hacer varias compras.

Las conversiones son únicas para cada sitio. Tu éxito de conversiones no es el mismo que el de tu competencia u otro sitio web. Así que, si la gente hace lo que tu quieres que haga, medirás la gente que realiza esta acción (frente a la gente que no lo hace) y podrás ver donde optimizar.

NOTA: CRO no es SEO

Ahora que tienes una ligera idea de lo que es el CRO, lo tienes que separar del SEO.

Es fácil confundir estos dos términos.

SEO, Search Engine Optimization, se centra en optimizar tu web para los principales buscadores. ( Puedes ver unos consejos que hemos escrito aquí).
CRO, por otra parte, con esto optimizas tus conversiones.

Aquí es donde viene lo confuso. El CRO se puede usar para optimizar las redes sociales; por lo que puede estar ligeramente relacionado al SEO.

Muchos expertos han discutido esto, se ha llegado a la conclusión que necesitas ambos, pero que no son lo mismo.

¿Cómo se mide el CRO?

El CRO no se mide con una sola herramienta o una sola técnica.

En cambio, estas utilizando datos de muchas fuentes de información para crear una táctica de optimización a medida para mejorar las conversiones.

1. Tienes que identificar que esta provocando que tus usuarios no conviertan y deshacerte de ello.
2. En segundo lugar crearemos un plan para que esos anti-CRO no vuelvan a suceder.
3. Volveremos cada cierto tiempo a mirar las métricas, ver el estado de salud de nuestro CRO y ajustar si es necesario.

¿Qué vas a ganar aplicando una estrategia CRO?

1. Las conversiones totales

No puedes mejorar las conversiones si no sabes exactamente que quieres.

Las conversiones totales son el número de personas que han hecho en tu página web lo que tu quieres que hagan (Ej: Comprar en tu tienda Online).

2. Cálculo del ratio de conversiones

Aquí es donde sacamos nuestra calculadora. Cogeremos el número total de conversiones y lo dividiremos por el número de visitas totales.

Tu ratio de conversión dependerá en mucha medida del sector y que página estes midiendo.

¿Cómo mejoramos el CRO?

Ahora sabemos que es el CRO, pero… ¿Cómo lo mejoramos?

No hay una solución estándar para mejorar el CRO. Lo que funciona para una página no funcionará para la otra.

Incluso tu competencia tendrá diferentes ratios de conversión que estarán intentando mejorar. Así que no esperes una solución mágica para tu página web.

En cambio tienes que centrarte en las mejores prácticas de CRO e implementar las que más se adapten a tu situación

Una lista de las mejores prácticas para mejorar el CRO: 5 cosas que implementar ahora mismo

Hay un montón de herramientas a tu disposición así que es hora de ir a buscarlas y utilizar todo su poder.

En primer lugar tendremos que saber que datos tenemos disponibles y analizarlos para ver como están nuestros ratios de conversión. Aquí te dejo 5 ideas básicas que aplicamos en Wobobu:

1. Mira donde el tráfico esta yendo

En este momento tendrías que tener Google Analytics en tu sitio web (y correctamente instalado).

Si ya lo tienes instalado descubrir donde se esta yendo tu tráfico tiene que ser muy fácil.

Recuerda que cierto número de usuarios se perderán en cualquier oportunidad de transición. En su lugar busca salidas o tasas de rebote inexplicables o superiores a la media.

2. Piensa con un visitante a tu página web

Sí, la web es tuya, pero es el momento de ponerse los zapatos del visitante.

Mira a tus páginas, ¿Fluyen bien?, ¿Puedes navegar fácilmente?, ¿Qué pasa con la llamada a la acción (CTA)?, ¿El mensaje está claro en cada página?

Mira que destaca en la página frente a lo que no. Todo lo importante debería verse bien (Links, CTAs, números de teléfono)

3. Lanza una encuesta

No hay nada de malo en preguntar a tus visitantes que mejorarían de la página web. Después de todo, ellos son las personas que tienes que impresionar. Puedes realizar la encuesta mediante redes sociales, email o incluso una encuesta en persona.

4. Test de usabilidad

Haz que otras personas prueben tu web. Puedes usar herramientas como Usertesting.com para dejar una tarea y que las personas lo completen. Podrás recibir opiniones diciéndote lo que los usuarios opinan de tu web.

5. Mapas de Calor

Un mapa de calor mostrará donde tus usuarios clickan o donde tus usuarios pasan menos tiempo.

Los mapas de calor también te podrán decir donde tus usuarios esperan que estén tus CTA. Hay herramientas especializadas como por ejemplo crazyegg.com

3 Soluciones rápidas que mejorarán tu CRO

Si no tienes el tiempo o la paciencia para realizar los test aquí van algunas ideas para mejorar tu CRO rápidamente:

Cambiar el contenido: el contenido es la mejor manera de mejorar tu ratio de conversión. Crea contenido que sea atractivo y fácil de leer, así tus usuarios lo compartirán con más facilidad.

Facilita el contenido a tus lectores, tráeles algo bueno con lo que puedan quedarse y luego pon un CTA. Comenzar el artículo como un vendedor no hará aumentar tus ventas si no todo lo contrario aumentara tu tasa de rebote.

Hacerlo bonito para los ojos: A nadie le gusta una web que parece de hace 10 años, poco intuitiva y descuidada. No puedes esperar que la gente te contacte cuando no tienes un link u otra opción clara en el menú.

También los colores son un factor importante a tener en cuenta. Kissmetrics tiene un excelente blog sobre el poder del color y como puede mejorar las conversiones.

Adapta el tipo de web a tus usuarios: No vas a tener a dos usuarios iguales entrando en tu web. Tu web tiene que estar orientada a convertir a aquellos usuarios que más importan a tu negocio; mejor que optimizar para cualquier usuario que haga click en tu web.

No pongas todos tus huevos en una misma cesta: El CRO no lo es todo

Lo sé, hemos pasado todo este tiempo contestando a la pregunta sobre ¿Qué es el CRO? Y ahora os digo que lo olvidéis.

Antes de que pongas las manos sobre la cabeza y te vayas, escucha atentamente:

El CRO es importante, pero no es el único elemento que te tienes que centrar en tu campaña de marketing. Si solo te centras en el CRO estarás dejando de lado un potencial enorme por mejorar.

Algunas cosas que tienes que tener en cuenta son:

Una mayor tasa de conversión no equivale a un rendimiento superior: es verdad. Un día puedes doblar tus conversiones pero al siguiente pueden disminuir un 80%.

No todas las visitas son conversiones aún así: Una landing page debería tener una mayor tasa de conversión. Sin embargo, una persona haciendo una tarea rutinaria no necesariamente debería convertir. Así que, ten en cuenta a que página estas mirando antes de decidir que tu CRO necesita mejorar.

Contenido que conecte con el público podría reducir las conversiones también: Podrías haber añadido nuevo contenido a tu web, que es siempre un plus. Aun así, tus conversiones han disminuido.

Esto se debe a que más personas están visitando tu página web pero no necesariamente comprando el mismo día. La bajada en conversiones no significa necesariamente que no volverán; en su lugar, necesitas asegurar que tu contenido les haga volver y eventualmente comprar.

Entonces, ¿Qué es el CRO? Es la clave para el éxito de tu página web.

Ahora es el momento de coger los contenidos que has aprendido aquí e implementarlos.

Primero márcate unos objetivos. Defínelos para tu página web y solo tu página web.

Después empieza a implementar tu plan de optimización.

Si quieres hacer tu lista de email, deja claro al lector que quieres que se unan; y dales una buena razón para ello.

Si quieres que la gente te compre, diseña una web que haga tu producto irresistible y combinalo con un contenido que haga temblar de emoción al lector al hacer click en el botón “Agregar al carrito”.

Mientras que el SEO optimiza tu sitio web para los buscadores, el CRO hace que esos visitantes se conviertan en clientes. Por lo tanto, cuando evalúes tu sitio web no te olvides que el CRO también es vital

Share This